lunes, 1 de febrero de 2016

"El puente de los espías" (2015)

Continuamos con películas nominadas en los premios Oscar. En esta ocasión, os traemos la reseña de "El puente de los espías" ("Bridge of spies"), obra magnífica del gran Steven Spielberg y protagonizada por Tom Hanks. La cinta está nominada a seis premios Oscar, incluyendo entre ellos la nominación a mejor película; algo que sitúa a Spielberg como la persona cuyas películas han estado más veces nominadas a la categoría de mejor película en los premios Oscar.


Según parece, a Spielberg le ha dado un subidón de historiador nato y sus últimas películas como director se centran en historias del pasado: "El puente de los espías", que se centra en los últimos años de la década de los 50; "Lincoln" con la que viajamos a los albores del siglo XIX americano; y "War horse", que sitúa su acción durante la Primera Guerra Mundial. Spielberg ha demostrado con creces que su buen hacer como director puede darse tanto en películas históricas, como en películas de otros géneros, ya sean de ciencia ficción ("Super 8", "Inteligencia Artificial", "Minority report"), aventuras ("Jurassic Park" y "Jurassic Park II", saga de Indiana Jones) o dramas ("La lista de Schlinder" o "La terminal") .
 
La trama de la película  que nos atañe gira entorno al abogado James Donovan, quién por sus destacados logros en la abogacía, es reclutado por la CIA para ir a Berlín e intercambiar a un supuesto agente del KGB apresado en Estados Unidos, por un piloto de aviones U2 cuyo aparato fue derribado y él, capturado y recluido en la Unión Soviética.

 
De los personajes de la película, destacan soberanamente el de Tom Hanks (cuyo papel es del abogado James Donovan), y el de Mark Rylance, quién interpreta a Rudolf Abel, el supuesto espía de la KGB soviética arrestado en Estados Unidos. Comenzando con Hanks ("Forrest Gump","El código Da Vinci", "Capitán Phillips") ya estamos acostumbrados a esos grandes papeles en los que hace de un excelente sufridor (como ocurre en el Puente); y cuyas películas y personajes le quedan como anillo al dedo. Este papel supone la cuarta colaboración que hace con Spielberg; y sinceramente, esperemos que vuelvan a juntarse en un futuro próximo. En la película, encarna a un abogado comprometido por su trabajo, y que no se dejará amedrentar por los obstáculos que se le presenten en su camino de buscar justicia.

Pero sin duda, el actor Mark Rylance ("Anonymus") le hace una dura competencia a Hanks. Nos ofrece una interpretación algo ambigua. A pesar de que la escena inicial deja claro su pasado, a medida que se hace más presente en la película uno se pregunta cuales son realmente sus intenciones. A pesar de ello, su personaje nos deja bastantes conversaciones y momentos memorables, y no menos  emocionantes. Recordad: "Standing man".


El reparto lo completan Amy Ryan ("Birdman", "Adiós, pequeña, adiós"), Alan Alda ("El aviador", "Un golpe de altura"), Scott Shepherd ("Ítaca"), Sebastian Koch ("La chica danesa", "Un buen día para morir") y Austin Powell ("Whiplash"), entre otros.
 
Muchos críticos, muchísimo más expertos que un servidor, afirman que la película rememora a los típicos clásicos del cine de espías. Una película de la vieja escuela vamos. Spielberg nos presenta una historia (real en este caso) y no desvaría en tramas inferiores o escenas innecesarias. Todo, desde la introducción hasta el último plano tiene un sentido concreto, no sobra ni falta nada. Además, normalmente las películas que se basan en estas temáticas de guerra suelen pecar de mostrar escenas realmente duras que arranquen la emoción del espectador; algo que Spielberg consigue con un simple plano de los personajes o un diálogo cargado de emoción. Huelga decir que la elección de los hermanos Coen para escribir el guion ha tenido mucho que ver en ello. En cuanto a la banda sonora, la composición de Thomas Newman casa a la perfección con la cinta de Spielberg, y logra envolver al espectador y te hace realmente entrar en la película.



Como hemos mencionado anteriormente, Spielberg ha conseguido con su cinta "El puente de los espías" su novena nominación a mejor película (en algunas como director y en otras como productor). Recordemos que previamente ya lo hizo con "E.T. el extraterrestre" (1982), "El color púrpura" (1985), "La lista de Schindler" (1993), "Salvar al soldado Ryan" (1998), "Múnich" (2005), "Cartas desde Iwo Jima" (2006), "War horse" (2011) y "Lincoln" (2012). En esta ocasión, la película ha conseguido las nominaciones de, además de a mejor película, a mejor actor de reparto (Mark Rylance), mejor guión original, mejor banda sonora (Thomas Newman), mejor mezcla de sonido y mejor diseño de producción. Le deseamos a esta maravillosa película mucha suerte en los premios.

No se puede decir más de "El puente de los espías". Una película digna de sus nominaciones y sus premios, con un Spielberg que ha contado una historia real sin necesidad de grandes escenas de acción o sobrecarga de emoción, entretenida y en la que podemos ver a un Tom Hanks que borda su papel de abogado patriótico y fiel a sus principios, y a Mark Rylance, que da a la película un toque de ambigüedad y ofrece un personaje con el que las emociones están aseguradas. Un thriller político magnífico de los de siempre y que refleja muy correctamente el mundo en una época donde había enemigos en todas partes. Maravillosa.

Aquí tenéis el poster:


Y el tráiler:
 
 





1 comentario:

  1. Muy de acuerdo en la importante participación de los COEN, con su gran capacidad de elipsis para desarrollar las situaciones más complejas. Así es como, creo yo, se ha podido explayar Spielberg en las secuencias pausadas y de carga emocional. Lo que no acaba de convencerme son los decorados y la nieve de Berlin... .
    J-A

    ResponderEliminar

¿A que esperas para dejar un comentario?

Me gusta