miércoles, 6 de julio de 2016

Las peores adaptaciones de novelas en el cine

Hace poco comentábamos la carencia de ideas en Hollywood y de como tiraban de recursos fáciles como secuelas o remakes. Otra de las prácticas más utilizadas es la de adaptar novelas o cómics, algo que está muy de moda en los últimos años, aunque siempre ha sido una práctica ciertamente habitual. En muchas ocasiones la cosa sale bien (Harry Potter, El Señor de los Anillos...) pero en otras, el resultado es de todo menos bueno. Hoy queremos hablar de esas adaptaciones que no han estado a la altura del libro o del evento que se esperaba que fueran:


El Hobbit



Un libro de apenas 300 páginas tenía que durar una trilogía entera. Lo que perfectamente se podría haber contado en una película larga o dos más cortas, se estira hasta tres películas de una duración más que considerable. La primera si me parece bastante notable, con unos puntos muy buenos, una ambientación y fotografía brutal y ese aire nostálgico de la comarca que tanto echábamos de menos. Pero según avanzan la segunda y sobretodo el despropósito que es la tercera parte, nos encontramos con una saga que decepcionó bastante, por sus añadidos sin sentido y sus historias que nada tenían que ver con el libro, todo ello para rellenar minutos y completar así una trilogía. El Señor de los Anillos es una de las mejores trilogías de la historia del cine, mientras que esta se queda en una más que olvidable trilogía hollywoodiense.

Cincuenta sombras de Grey



Hace cosa de 3/4 años saltó el Boom. Toda mujer madurita (y no tanto) se estaba leyendo el libro y lo comentaba con sus amigas. Las ventas fueron tan altas que era inevitable hacer una película sobre esta obra. Y así fue, pero ya el anuncio del casting empezó con mal pie: Dakota Johnson era la elegida para el rol principal y Charlie Humman para ser Christian Grey, pero este abandonó el papel, siendo recogido por Jamie Dornan. Un libro tan intenso y explícito como este era dificil de adaptar y su directora nos ofrece una película que quiere ser romántica y sexual, pero se queda a mitad de camino entre ambas, convirtiendose en una película moña y con cierto aire erótico, dejando un descontento general tanto en crítica como público. La historia, la nula química entre protagonistas...todo fue un despropósito que esperemos mejore en la secuela, prevista para el próximo año.

Los Juegos del Hambre: Sinsajo



Con esta saga me pasa lo contrario que muchas otras: esta empieza muy bien, con un primer libro y película bastante buenos, mientras que va empeorando con cada libro y nueva película. Esto fue lo que me pasó tanto al leer Sinsajo como al ver la película: una historia aburrida, predecible y que no aporta nada al espectador, aparte de conocer por fín el destino de nuestros protagonsitas, que por otra parte se va intuyendo a medida que pasan las películas y los libros. Además, la decisión de hacer esta última entrega en dos películas fue un error mayúsculo, ya que la primera entrega es totalmente monótona y aburrida, siendo el preámbulo a la segunda, que si bien mejora algo, no está a la altura de las dos primeras entregas. 

Harry Potter y el misterio del príncipe



Si bien las dos primeras de la saga fueron buenas, la tercera grandiosa, la cuarta entretenida y la quint bastante aceptable, la sexta entrega de la saga es un despropósito en toda regla, siendo el libro uno de los mejores, sin ningún tipo de duda. La historia del verdadero crecimiento de Harry, los momentos más difíciles que vive y su estrecha relación con Dumbledore aquí son resumidos en breves toques de tensión enfrascados en una especie de comédia romántica de aventuras, con momentos de vergüenza ajena. Se pierde la tensión y el interés casi en los primeros compases y su final no está para nada a la altura del libro, que tiene uno de los más impactactes y emotivos, por lo que a uno, como fan incondicional de esta saga, le duele en el alma ver películas así.

Y esto ha sido todo, ahora te toca a ti, ¿Nos hemos dejado alguna? ¿Que opinas?


4 comentarios:

  1. No nombras harry potter y las reliquias de la muerte para no hacer sangre, no?

    ResponderEliminar
  2. Creo que deberías haber puesto también las adaptaciones de Percy Jackson, en serio, que desperdicio.

    ResponderEliminar
  3. Estoy de acuerdo en todo, menos en Sinsajo. No por nada, sino porque para mí fue un libro magnífico que casi me hizo dudar si me gustó más que el segundo y me encantó cómo terminó por hilar la historia. Y las películas me parecen geniales (incluso no habiendo necesidad de dividirla en dos... finalmente me gustó el resultado). Pero bueno, para gustos, colores.

    Las de HP me encantan, pero como no he leído aún los libros, como adaptaciones fieles o no, no puedo hablar. Las del Hobbit me cabrearon exageradamente, sobre todo por las cagadas digitales que, a mi juicio, me arruinaron todo. No podía evitar compararlas con ESDLA que, tantos años atrás, con menos dinero y menos recursos técnicos, fueron una auténtica pasada (pero claro, las caracterizaciones de personas se suprimieron por croma y recursos digitales nefastos...).

    En fin, tras la parrafada me despido.
    Quizá vuelva a pasarme por aquí ^^

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Estoy de acuerdo contigo. Pero El Hobbit a mí la primera película, pese a ser eterna, me gustó bastante, las siguientes ya se hicieron aún más eternas.

    ¡Un abrazote!

    ResponderEliminar

¿A que esperas para dejar un comentario?

Me gusta